Mujer disfrutando de la naturaleza

DÍA 47 DEL OMER – HOD DE MALJUT

HOD DE MALJUT

“La humildad en el reino”

Meditación para este sendero del Alma

“Y contestó el Kohen (Sacerdote): ‘La espada de Goliat, el pelishtí (filisteo), a quien mataste en el valle de Haelá, he aquí ella está envuelta en un manto, detrás del Efod (Delantal Sacerdotal con tiradores); si a ella (la quieres) tomarla para ti, tómala; porque no hay otra aparte de ella aquí.’ Y dijo David: ‘No hay como ella.’ ” (Shemuel I -Samuel I- 21:10)

En este día que la Luz de Hod ilumina a Maljut conéctate con tu humildad para realizar una ofrenda tremendamente sanadora para tu alma. Atrévete a mirar tus debilidades sin miedo, vergüenza o culpa.

No hay espada más poderosa que la fe en el arrepentimiento sincero y el perdón de D-s.
No hay espada más poderosa que la fe en el arrepentimiento sincero y el perdón de D-s.

Observa como D-s te ayudó a que revelarás la Luz que estaba atrapada y escondida detrás de la oscuridad en la cual caíste en algún momento de tu vida.  Toma consciencia como É-l te ayudó, en Su infinita misericordia, a transformar esas debilidades en fortalezas cuando te liberaste de la culpa a través del perdón y la verdad. Contempla como rompiste las cadenas del miedo y dejaste de cargar pesados secretos cuando te liberaste del juicio de los demás con el fin de poder ayudar a otros que cayeron igual que tú.

Sin darte cuenta, D-s te estaba enseñando a amarte para que pudieras amar a los demás. En Su Amor de Padre Celestial por ti, pues, “te conoce desde antes que fueras formado en el vientre de tu madre”, y con Su inquebrantable Fe en ti, fue purificando, una a una, las siete entradas a tu alma con infinita delicadeza.

Las lágrimas del corazón abren todoas las puertas del Cielo.
Las lágrimas del corazón abren todas las puertas del Cielo.

Con Su “agua de vida” É-l te fue “aclarando los ojos” para que pudieras ver la belleza de tu pareja y, con ello, la belleza de la vida. Luego, siguió con tus oídos y te susurró palabras de amor, confianza y entendimiento que los destaparon de los insultos que escuhaste a lo largo de toda tu vida, para que volvieras a creer en ti, te liberarás y alegrarás. De ahí, bajo a tu nariz y, con agradables aromas de flores, frutas y especias de Su Jardín, el purificó y perfumó tus fosas nasales para que pudieras respirar la dulzura que es el incienso de la vida. Finalmente, llegó a tu boca y puso en ella bellas palabras de bendición para que tú fueras una bendición para los demás.

Sin darte cuenta, É-l estaba sanando tu fe.

D-s siempre acoge a quien lo busca de corazón.
D-s siempre acoge a quien lo busca de corazón.

Desde el principio, D-s tenía un propósito para ti. ¿Cuál? Que te dieras cuenta por ti mismo que eres capaz de transmutar la maldición en bendición y, con ello, lograr discernimiento para elevarte por sobre este estado de consciencia del bien y el mal.

Ahora que tienes la sabiduría para entenderlo y la piedad para ejercerlo, tu alma brilla con esplendor.

Ubicación en Árbol de la Vida y Atributos Divinos

El Árbol de la Vida corresponde a la anatomía del Alma, la cual, a su vez, sostiene al cuerpo. El hombre de la imagen se debe observar como si fuera otra persona y no un espejo. Su derecha corresponde a su derecha y no a la nuestra, y su izquierda corresponde a su izquierda y no a la nuestra.
El Árbol de la Vida corresponde a la anatomía del Alma, la cual, a su vez, sostiene al cuerpo. Cada sefirá (esfera de Luz) es un centro energético particular de energía divina por donde fluye la fuerza de la vida desde D-s al Alma y desde el Alma al cuerpo. El hombre de la imagen se debe observar como si fuera otra persona y no un espejo. Su derecha corresponde a su derecha y no a la nuestra y, su izquierda, corresponde a su izquierda y no a la nuestra.

La sefirá (esfera de Luz) de Hod es la tercera, contando desde abajo hacia arriba en el Árbol de la Vida y, se asocia al primer Sumo Sacerdote de Israel, Aharón. D-s pidió que fuera a través de él y su descendencia que Su Nombre fuera puesto sobre los hijos de Israel para ser bendecidos. Dice la Torah: “Transmíteles a Aharón y a sus hijos. Diles: ‘Así deberán bendecir a los israelitas, diciéndoles: Él Eterno te bendiga y te guarde. Él Eterno haga resplanceder Su rostro sobre ti y te conceda Su gracia. Vuelva Él Eterno Su rostro hacia ti y te de paz.’ ” (Bamidar -Números- 6:23-26). Pertenece a la columna izquierda del Árbol de la Vida que se corresponde con el deseo de recibir     
La sefirá (esfera de Luz) de Maljut es la primera, contando desde abajo hacia arriba en el Árbol de la Vida, y se asocia al rey David, autor del Libro de los Salmos (Tehilim) y quien acopió los materiales con que su hijo, el rey Salomón, construiría el Primer Templo de Jerusalén (Ierushalaim) en el siglo X, antes de nuestra era, y 480 años después que el Pueblo de Israel salió de Egipto. Pertenece a la columna central del Árbol de la Vida que se corresponde con el deseo de recibir para compartir.

Sendero Hod de Maljut en el Árbol de la Vida. Cada sefirá (esfera de Luz) del Árbol de la Vida contiene emanaciones de energía divina por donde fluye la fuerza de vida en la Creación desde D-s para el Alma y, desde el Alma para el cuerpo. Dentro de cada sefirá hay diez sefirot (plural) más. En la Cuenta del Omer, que es un período de ofrenda, corregimos los atributos divinos que dañamos de las 7 sefirot inferiores que se ecuentran al interior de cada una de las 7 sefirot inferiores de nuestra alma (7 x 7). El diagrama del Árbol de la Vida se debe observar como un espejo nuestro. Nuestra derecha está alineada con la derecha del diagrama del Árbol y, nuestra izquierda, está alineada con la izquierda del diagrama del Árbol.

[volver]

49 correcciones en 49 días, es decir, en 7 semanas.
49 correcciones en 49 días, es decir, en 7 semanas.

Si deseas aprender más…

Significado de la Cuenta del Omer para el alma

Si deseas profundizar en el significado de la Cuenta del Omer, haz click en el link.

Bendición

BARÚJ ATÁ ADONÁI, ELOHÉINU MÉLEJ HAOLÁM, ASHÉR KIDSHÁNU BEMITZVOTÁV, VETZIVÁNU AL SEFIRÁT HAÓMER.

Bendito eres Tú, Adonai (Él Eterno) nuestro Dios, Rey del universo, que nos ha santificado con Tus mandamientos, y nos has ordenado lo concerniente a la cuenta del Omer.

Consejo

Son los pequeños gestos y acciones de bien los que finalmente sostienen al mundo.
Son los pequeños gestos y acciones de bien los que, finalmente, sostienen al mundo.

“La sabiduría le enseña al entendimiento que no hay valentía sin miedo, ni verdad sin falsedad, ni fidelidad sin infidelidad, ni lealtad sin traición, ni sanación sin enfermedad, ni amor sin odio.

Pero la misericordia le recuerda a la sabiduría que, sin ella, nadie se atrevería a ser sabio y el mundo no existiría.”

Abraham Figueroa Drouilly

Originally posted in www.lbconsulting.cl

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *